"Construye el mundo que quieres desde ti"

Cumple tus sueños...




"Cumple tus sueños", "sigue tus deseos y sé feliz",.... Todos hemos leído en multitud de ocasiones frases de este tipo y que, más de una vez, en lugar de animarnos nos han provocado ansiedad y sentimientos de inferioridad al preguntarnos por qué si es tan fácil de lograr para tanta gente ¿cómo es que yo no lo consigo? En la realidad, ¿cómo se hace eso de cumplir tus sueños?

Existe una gran diferencia entre los sueños y las fantasías. Las fantasías no nos impelen a actuar sino que nos dejan en el limbo deseando cosas que no vamos a conseguir nunca. La clave está en transformar el sueño en acción y hacerlo en la dirección adecuada.
Pero, ¿qué es un sueño? Ni más ni menos que una meta que queremos alcanzar en nuestra vida y que depende de la realización de pequeños pasos previos. 
En demasiadas ocasiones estas metas nunca llegan a materializarse o las dejamos a medias. ¿Por qué? ¿Y por qué hay quienes cumplen sus sueños y quienes no pasan de soñarlos?

Porque no sabemos planificarlos de forma correcta y nos perdemos por el camino.

-Ante todo una meta tiene que estar bien definida y cuanto más concreta sea mejor.

-Es importante que esté bien formulada  para que se consiga.

-Trata de que dependa de ti en la mayor parte posible. Si conseguir una meta depende más de otras personas o de las circunstancias, será bastante probable que no la consigas.

-Tiene que ser específica y medible en su formulación (p.ejem: "quiero perder 5 kilos", en lugar de "quiero adelgazar").

-Ha de ser realista y que pueda llegar a realizarse.

-Asegúrate que la meta que te has propuesto es congruente con la forma de vida que quieres y tus valores, es decir, reflexiona sobre los cambios que implicaría en tu forma de vida actual. Para ello es importante tener en cuenta los pros y los contras
Aquí no cabe el estar más o menos motivados (lo que nos motiva es la meta), hay que hacer. Cuanto más trabajes, más te acercarás a tu sueño y más te motivarás. Es como decir : "yo quiero ser médico, pero no estoy motivado para estudiar la carrera de medicina". Bueno, no tienes que estar motivado, tienes que estudiar o simplemente dedicarte a otra cosa, no hay más.

-Para ello elaboraremos unas estrategias de consecución: recursos que necesitas, habilidades que tienes que adquirir o potenciar, inversión económica necesaria, etc.

-Además es importante limitarla en el tiempo ( p.ejem: quiero obtener el nivel de inglés A1 en 6 meses).

-Si durante el camino por alguna razón ves que necesitas reformular o modificar algo, hazlo (p.ejem: en lugar de 2 meses voy a necesitar 3 para alcanzar mi meta ). 

Ahora ya sólo tienes que ponerte en marcha.
Y ya sabes, si no puedes tú solo, acude a un profesional que te proporcione las herramientas adecuadas para conseguirlo.

¿A que de esta manera resulta más fácil saber cuáles son tus sueños y cómo alcanzarlos?
¡Ánimo y adelante!